+58 (212) 285.52.84 [email protected]

Acné en adolescentes

El acné representa unas de los primeros motivos de consulta para los dermatólogos, quizás muchas veces nos toca evaluar en estadios avanzados debido al concepto errado de ser una entidad pasajera y que no requiere tratamiento. Por lo que esto representa  un reto para el especialista, el de insistir en la importancia de educar bajo la visión integral de la enfermedad a ser abordada con tratamiento médico precoz para evitar las secuelas

Al hacer referencia del concepto del Acne, se trata de una enfermedad inflamatoria de la piel, caracterizada  por el aumento de la oleosidad ( seborrea), puntos negros(comedón abierto yes elemento principal presente y determinante para hacer el diagnóstico),comedones cerrados, pústulas ,pápulas y en casos más severos la aparición de nódulos  y quistes manifestándose en áreas de la piel ricas en glándulas de grasas como son la cara, pecho y espalda.

Los factores que intervienen en  su origen son complejos y se conocen cuatro: 1) alteraciones en la queratinización en el canal folicular ,2) híper proliferación del propionebacterium acné(disbiosis)3) hipersecreción de sebo 4) inflamación. Adicionalmente, los factores genéticos, ambientales incluyendo la alimentación en algunos pacientes más susceptibles.

Hay que conocer, que la glándula sebácea cumple el  rol principal en el acné y ésta se despierta entre  los  8 a 9 años (sebarquia), es cuando comenzamos a ver este aumento de la oleosidad en los niños en general y de allí es que se iniciará este proceso inflamatorio dependiendo  de los riesgos relativos a sufrir la enfermedad, como lo son: los riegos genéticos y ambientales para sus expresión en ambos sexos. Por lo que en general, predomina en los adolescentes, sin embargo eventualmente se puede observar en niños, y en años recientes es cada vez más frecuentes en mujeres adultas, en una subpoblación a partir de los 20 años asociadas a endocrinopatías como ovarios multifoliculares/ poli quísticos (SOP) , hiperplasia suprarrenal congénita y síndrome metabólico.

Dentro de la educación partiendo del conocimiento de la entidad, también van incluidas ciertas recomendaciones para el acompañamiento de estos pacientes se optimizará la adherencia en el tratamiento como, al recibir en nuestras consultas a niños con o sin herencia familiar de ACNE, se le insiste a la madre, en el hábito del niño iniciada la sebarquia, de  lavar su cara con jabones adecuados para lograr disminuir esa oleosidad  y contribuir a controlar la disbiosis, paso inicial en la escalera de tratamiento en el ACNE ,vigilar hábitos dietéticos adecuados que garantizarán un tránsito intestinal diario( entre ellos el abuso en el consumo de los lácteos y todos alimento que aumente la insulina en sangre), uso de maquillajes según la edad que sean hipo alergénicos, libres de aceites, no comedogénicos,  testados dermatológicamente, el uso del protector solar ya que el sol impacta a glándulas sudoríparas y sebáceas implicados en la exacerbación del acné. También se aborda el tópico de evitar la ingesta de vitaminas sobre todo del complejo B que acelera el metabolismo de la glándula sebácea, a menos que tenga un criterio médico de indicación y estar vigilantes de esos suplementos que ingieren los adolescentes a la hora de asistir a gimnasios evitando los esteroides anabolizantes que contribuyen a empeorar la enfermedad

Cuáles son los principales tratamientos y novedades que la dermatología brinda hoy en día

Los tratamientos en general son individualizados, según la edad, sexo, patologías asociadas, herencia de ACNE cicatrizal y bajo la premisa de que de trata de una enfermedad crónica que debe tratarse de forma temprana y agresiva y evitar tanto las secuelas físicas y emocionales , buscando la remisión del proceso a corto y largo plazo.

Dentro del espectro terapéutico se utilizan desde antibióticos y antimicrobianos tópicos, retinoides tópicos y en casos que lo ameritan tratamiento sistémicos desde antibióticos, anti andrógenos en mujeres y retinoides sistémicos en casos especiales

Hoy en día, se cuentan adicionalmente con terapias de luz y algunos láseres así como la terapia foto dinámica de forma de terapia complementaria al tratamiento medico.

Por lo que finalmente podemos concluir, que el responsable de manejar de forma integral el acné, es el dermatólogo vigilante del impacto de la calidad de vida expresada en el bajo rendimiento escolar y dificultad de socializaren algunos pacientes y con  la premisa del acompañamiento del mismo en el tiempo dado a lo crónico de la enfermedad garantizando la adherencia al tratamiento y así evitar secuelas

Dra Maria Esther Chirinos R
Dermatólogo